Antes del anochecer

Jesse y Celine se encuentran en Grecia casi dos décadas después de su primer encuentro en un tren con dirección a Viena.